miércoles, 7 de mayo de 2008

Sorteando pruebas



Hola a todos, soy Sparrow nuevamente. Tenía pensado otro post para publicar hoy, pero preferí responder a una consulta que me enviaron a mi correo electrónico, por consiguiente (como me gusta usar la expresión "por consiguiente"), hoy les traigo un tema, que se relaciona con la consulta que me llegó a mi correo. Este post es muy polémico, con el que seguro, muchas chicas sentirán la necesidad de disentir conmigo. Es natural que así sea, y que protesten, inclusive por lo que ahora voy a decirles; pero tienen los comentarios para hacer su descargo. El tema es el de las pruebas. Pero, ¡pilas, por favor!, que no estoy hablando de pruebas de amor, como se solía decir en los tiempos de mi abuelita, sino de las pruebas de nuestra fortaleza (ya hablaré de ello). Supongan que finalmente, decidimos darle de baja al decodificador para ver películas pornográficas en casa, y que también dejamos de bajar películas tres X por Internet, y que nos decidimos (por fin) a salir a la calle a respirar aire puro, a estar más en contacto con la gente, y a buscar a nuestra Caperucita Roja, para inclusive, comprometernos con ella (porque ésta es distinta, no como las otras que pasaron por nuestra vida… al fin encontramos la “horma de nuestro zapato”... sin comentarios). Pensamos seriamente que, con ésta, todo será diferente, que todo irá de maravilla. Bien, muy bien. Excelente… ¿Y ahora qué? Bueno, lo primero que comenzamos a advertir, al poco tiempo, es que nos comienzan a probar; sí, sí (para ver si somos o no somos bien “machitos alfas”); aunque acá voy a hacer una aclaración. No es que las mujeres, muchachos, nos prueben porque sean jodidas, locas, raras (algunas estarán pensando que el jodido, loco y raro soy yo, pero bueh…y que no entiendo nada de nada), sino porque debemos revalidar nuestro poder en la relación. ¿Cómo es ésto? Me voy a explicar. Yo soy de la idea de que el poder está presente en todas las relaciones humanas (lo trabaje mucho en mi anterior blog antes de que me lo hackearan el 09/03/08), y que el poder es algo que emerge naturalmente de dichas relaciones; y en la seducción no puede estar ausente, como tampoco lo está en la pareja, en el matrimonio, en el ámbito laboral, en las Universidades, en las instituciones públicas, etc.





Nos comienzan a probar... ¿Qué hacemos? ¿Llamamos a Superman, al hombre araña, al chapulín colorado, a Sparrow? Bueno, a ninguno de los cuatro les diría yo; en primer lugar, porque superman es gay; en segundo lugar, yo no llamaría a un superhéroe que se llame “hombre araña” (me causa gracia el sólo hecho de asociar a un hombre con un arañazo, salvo que sea el Muñeco Gallardo). El chapulín colorado es un idiota, está lejos y es muy viejo, así que no nos queda más que Sparrow; pero he aquí que, el buen amigo Sparrow está ocupado, se perdió en la neblina, anda estudiando mucho, o anda de orgía en orgía, y nunca tiene tiempo para los amigos (qué va a hacer, así son todos) ¿Qué cuerno hacemos?
Lo primero es aceptar que la cosa es así, y que no hay vuelta de tuerca (hay que aceptarlo, ¿sí muchachos…? Ok). Las mujeres nos probarán, aún sin saber que lo están haciendo. ¿De qué forma Sparrow? Doy dos de las situaciones más comunes con la que podemos encontrarnos:

1º) Llegando tarde a una cita;
2º) Interpelándonos con preguntas extrañas;





Bien, daré ejemplos de los dos casos. Levante la mano el que no ha sido plantado nunca, o lo han dejado esperando más de 20 minutos en un día frío de invierno. Cuando una mujer nos deja plantado más de 20 minutos, por más disculpas y razones que nos dé, lo más probable es que quiera ver de qué forma somos capaces de desenvolvernos en esa situación. ¿Cómo manejamos la situación? Si se enojan, pierden (así de sencillo) pues ella podrá ver que ustedes son intolerantes o amargados. Podría, también interpretar su fastidio como un indicio de vulnerabilidad psíquica, etc. Si demuestran que el hecho no les importó en lo más mínimo, ella lo interpretará como un comportamiento descuidado de su persona. Pensará que ustedes son medio psicóticos, o que son unos babosos que, no son capaces de respetarse a sí mismos, de esos que dicen: “acá no pasó nada”. Ok. Es muy peligroso reaccionar así, además de inútil. ¿Cómo deberían reaccionar? Pues de la misma manera que lo harían con un amigo cualquiera que quedara en verlos en su casa a una determinada hora, y que se atrasara por cualquier motivo, ¿se entiende? Si un amigo que quedara en visitarlos en sus casas, se retrasa unos 20 minutos ¿qué harían?, pues ponerse a hacer otra cosa, más que esperar, podrían por ejemplo, ponerse a escuchar música, a leer un libro, etc. Si los dejan plantado un buen rato en Av. de Mayo y Perú, se ponen a hacer cualquier cosa en algún local (de música, por ejemplo, o a sentarse en un café a leer el diario). Si por esas casualidades ella los llama a su celular, digamos 30 minutos después, no acudan inmediatamente, explíquenle que, considerando su retraso como un hecho, se pusieron a hacer algo productivo (acá improvisen). Déjenla esperar ahora a ella, un mínimo de 10 o 15 minutos hasta encontrarse. Lo repito: si rápidamente van a encontrarse con ella, ya perdieron. Así de simple. ¿Se entendió? Nunca llamen ustedes en ese caso. Si ella está en falta, pues que llame ella para disculparse (sé, que esto puede dar origen a malos entendidos, pero así es la vida). No demuestren que están molestos, pero denle a entender, que su tiempo vale oro, y que si seguimos en ese camino vamos a terminar mal.



La segunda forma de probarnos es haciéndonos preguntas extrañas, preguntas con trampas que sólo apuntan a ver de que forma le respondemos, del estilo:
-"¿Estoy gorda?"
-"¿Quién te gusta más, Fulana (una modelo) o Sultana" (una cantante de Pop)
Posibles respuestas que debe dar un verdadero Lobo:

-"Sí, sí (y ponen cara seria, mientras le miran todo el cuerpo de arriba a abajo, para teatralizar un poco el asunto) con ese volumen adiposo pronto te van a confundir con un ternera" (la miran a la cara y sonríen). Si le responden: "No, para nada estás muy linda", ella creerá que ustedes están mintiendo sólo para complacerla, y que no les importa en lo más mínimo.
-Si ustedes responden, que ella es la única y la más hermosa del mundo, pues habrán perdido, y pronto serán su nueva mascotita, junto con el pececito de colores, el canario y la tortuga. En cambio, si responden algo así, evitarán el mal momento:




"¿Quiénes son Fulana y Sultana? Ah, sí, están buenísimas…me encantaría poder hacer con ellas dos una orgía… y vos podrías venir también" (siempre en broma, claro).
También podrían preguntarle si ella es lesbiana, y si le gusta Fulana. Cuando vean su cara de sorpresa, le dicen: "No, yo sólo preguntaba... como siempre veo que tenés revistas con fotos de ellas, pensé que quizás algún día podrías dejarme por una Loba así, etc."
¿Se entendió?

Bueno, por hoy los dejo.

Un saludo a todos.

15 comentarios:

Sellenne dijo...

Sparrow: (de todos los heroes te llamaria a vos... el resto estan definitivamente, OUT)

Si todas las mujeres que te cruzaste responden a ese prototipo de mujer...
a) NUNCA te cruzaste con una verdadera MUJER
b) Tengo que empezar a dudar de mi 'genero' ...

Es verdad que a veces las mujeres somos manipuladoras... SI, somos ARPIAS!
Es verdad que tambien se puede dar un tira y afloje de roles/juego de poder. Pero creo que eso se da en forma directa y proporcional al nivel de machismo/feminismo que ostenten(?) los sujetos de una pareja.
Opino sinceramente que, despues de haber probado el feminismo, a la larga, las mujeres solo tiramos de la soga del hombre, buscando respeto e igualdad en algunos aspectos, pero creo que si hoy le das a elegir a una mujer entre "llevar los pantalones" y una garantia de autonomia (?) en la relacion, va a ceder los honores... y correr a ponerse una pollerita bien corta
El juego de poder nacio como consecuencia de a;os de historia en los que, o intentabas a fuerza de blandir palos de amasar, que su ultima palabra fuese 'Si querida!', o debias relegarte a un segundo plano... como que no habia medias tintas.
Me parece que HOY, la cosa esta mas equiparada y a las mujeres nos gusta saber que podemos tomar el control, saber que no necesariamente nos tenemos que dejar manejar, nos gusta jugar con el lobo, mas de una vez pisamos el palito (hay que confesarlo, insisto, creo que esta en nuestra naturaleza ese 'enemigo interno' que nos incita a regordearnos con todo lo que tiene gustito a peligro, aunque despues terminemos con la caja de kleenex), pero no necesitamos SOMETER al hombre... con marcar el territorio, los limites (usaremos perfumito en vez de orina), basta y sobra.
Las luchas de poder aburren y estan pasadas de moda y si es el reflejo de lo que te toco a vos como experiencia... YA ENTIENDO EL POR QUE DE ESTE BLOG! jeje ;)

Sparrow dijo...

Sellene: En primer lugar, muchas gracias por tu extenso comentario, se ve que sos una mujer profunda e inteligente; pero siento discrepar con vos. Yo en ningún lado sostengo, ni pienso (sinceramente te lo digo) que las mujeres sean arpías como vos decís. A lo que apunta mi post es a que, los hombres (que esto lo saben, y que no necesitan que yo se los diga) puedan entender las razones de las aparentes "sinrazones" del comportamiento femenino. Nada más. Cuando las mujeres nos prueban es probablemente (aunque no siempre, pues pueden haber otras razones que yo desconozca) porque hemos actuado previamente de una forma poco convincente con ellas. No tengo que demostrar aquí un axioma tan sencillo de que, un varón poder sin poder no le atrae en lo más mínimo a una mujer; pero pilas que no estoy hablando ni de dinero, ni de poder político, ¿sí? El hombre debe cultivar una personalidad poderosa, de lo contrario será descartado por un proceso de "selección natural". Yo no lo veo mal, hace tiempo que he aceptado ese hecho. He madurado en la vida.
De todas formas, sé, por experiencia personal y de otros hombres, que la mujer jamás va a admitir que "nos prueba", pondrá otras palabras al asunto, usará eufemismos, o lo que sea. Pero sé, que no hay nada más cierto que eso.
Yo, no me estoy lamentando por ese hecho, porque he aprendido a jugar y a usar estrategias de supervivienvias con ellas, porque la vida nos exige que aprendamos de nuestros errores para poder continuar viviendo.
Bueno, nada más.
Te mando un beso y gracias por leer.

PD: Tenés mi E- mail por si en algún momento necesitás de la ayuda de algún héroe. Creéme que yo, a diferencia de Superman, El hombre Araña y el Chapulín Colorado, soy de carne y hueso; y por consiguiente (como diría Descartes) existo.

Gabriela dijo...

que se yo .. se nota que yo soy de otra època.. donde el respeto hacia las emociones y el tiempo ajeno que refleja la puntulidad en un compromiso marcaban la pauta.

Las mujeres muchas veces somos/son manipuladoras pero los hombre son sumamente previsibles.

La lucha por el "poder" dentro de una pareja se da en un ambito de pareja enferma, y perdón que lo diga de esa manera, pero en la verdadera pareja no hay autoridades verticales, sino responsabilidades compartidas.

Lo demás es todo musho y levante.

Sellene, sos CHELES?

Saludetes varios.

Sparrow dijo...

Gaby: En primer lugar, yo no creo que vos seas de una época muy distinta de a la mía, yo no soy tan joven, y vos no sos mucho más grande que yo. Escribo este blog, por otro lado, desde mi perspectiva de varón en el asunto, no lo podría hacer de otro modo, ya que eso soy; y no es mi intención culpabilizar a nadie, de hecho no creo que esté mal que la mujer nos pruebe de "alguna manera", sólo debemos estar atentos (los varones) para saber comportarnos en esas situaciones que son, además, bastante más frecuente de lo que se suele admitir. Yo prefiero una mujer inteligente que me pruebe, a una tonta sin iniciativa, ni "olfato de mundo" a la que todo le dé igual. Sé que ésto, muchas veces cansa, pero así es la vida. He conocido mujeres de ambas clases, y prefiero a las normales, es decir, a las que sin saberlo, lo hacen todo el tiempo.
También creo que los hombres son en su mayoría aburridos y previsibles, y por eso fracasan tanto las relaciones, más que por la tan mentada "maldad femenina" en la cual, por otro lado, no creo. Pero, "lo que es, es, y lo que no es, no es" (desde mi humilde opinión).
Desde ya que, en toda relación debe haber respeto mutuo a las emociones; pero hay cosas que no pueden modificarse en su totalidad, porque somos así los seres humanos. Los hombres son pendecieros y egoístas, y las mujeres aún así los quieren, supongo... Las mujeres tienden a no querer ver muchas cosas... aún así las queremos.
No comparto, sin embargo con vos la idea de que las mujeres sean manipuladoras; si lo son es porque el hombre se deja manipular; yo no toleraría a mi lado a una mujer manipuladora, ya que sabría como manejar la situación, y si no puedo, la cortaría. Así de simple.

Te mando un beso a vos también.

Sellenne dijo...

Fibusssssss: it's me! =D
Adivina donde encontre el link de este blog??? jejeje

Sparrow:
Que las mujeres somos arpias, es un hecho..
Que somos manipuladoras, tambien... pero no se si el sentido que gabriela y yo podemos darle a la palabra manipulacion, es igual al tuyo.
Leyendo tu respuesta, interprete tu planteo desde otro lado (quizas los ejemplos del blog original fueron los que me hicieron enfocar hacia otro lado).
Tambien coincido con gaby sobre que en las parejas sanas, no hay cuestionamientos de poder. (HOY) Si creo que no siempre fue asi.
Puede ser que uno siempre este poniendo a prueba a la pareja, pero si lo hace, es de forma inconsciente... y si, la seleccion natural tambien es una cosa innata.
Lo que entonces, no termino de captar, es a donde apuntabas inicialmente el post, porque el planteo es uno... pero los ejemplos, hablan mas de manipulacion que de 'pruebas inconscientes'.

Gracias por el mail, nunca se sabe cuando se puede necesitar un hombre, digo, un heroe ;) (me pregunto que tan parecido al Jack Sparrow original sos, xq definitivamente, tiene mas de anti-heroe que de heroe, je)

OliverX dijo...

En mi experiencia y pareja como caso puntual, la relación de poder está en equilibrio.
Por supuesto le seduce mi poder, pero a mí también el suyo!

Por otra parte, odio profundamente la impuntualidad.

Sparrow dijo...

Sellene: La manipulación se da cuando alguien previamente, y por cobardía, le cede gratuitamente esa facultad al otro.
Conozco muchos casos de varones que hacen caso a todo lo que le dice su mujer, por temor a perderla ¿Eso te parece sano?

Saludos.

---------------------------

Oliverx: En las relaciones ya consolidadas, con varios años de existencia, "esas pruebas" a las que me refiero son menos frecuentes que, en las etapas de conocimiento o de descubrimiento de las personas; de cualquier manera, siempre hay pergaminos que deben revalidarse a diario dentro de una "relación normal", para que la cosa siga funcionando. Los antropólogos políticos hablan de "ceremonias reivindicadoras de mitos políticos" para las consolidaciones de los poderes políticos: pensá en los festejos del 17 de octubre; pero yo hablo de un poder más difuso, más primario, más cercano a aquél que mueve a los hombres y las mujeres a realizar determinadas acciones cotidianas, y que se realizan de manera más involuntaria de aquéllos de los que hablan los antropólogos.
El equilibrio es una situación ideal, a la que todos aspiramos, desde ya. Te felicito por ese logro en tu pareja.
Con respecto a la impuntualidad, pienso que hay que estar atentos pero no calentarse demasiado, porque vivimos en una ciudad, y en una país donde las cosas, no siempre funcionan como deberían: los trenes se retrasan, las rutas y las calles se cortan con piquetes, se producen asaltos, etc. Muchas veces hay que ser comtemplativos con ciertas cosas y esperar al descargo de las otras personas; pero yo me estoy refiendo a otra cosa. Vos me entendés. Por otro lado, si uno se crispa por todo en la vida va a terminar repeliendo a la gente. Yo soy demasiado hedonista para "calentarme" por cualquier cosa. Tampoco me gusta la impuntualidad, y es más, te diría que soy de llegar siempre antes que los demás, para evitarle al otro el desagradable momento de la espera; pero no siempre me es posible hacerlo, supongo que a los demás les ocurre otro tanto.

Un abrazo.

Sparrow dijo...

Sellene: La manipulación se da cuando alguien previamente, y por cobardía, le cede gratuitamente esa facultad al otro.
Conozco muchos casos de varones que hacen caso a todo lo que le dice su mujer, por temor a perderla ¿Eso te parece sano?

Saludos.

---------------------------

Oliverx: En las relaciones ya consolidadas, con varios años de existencia, "esas pruebas" a las que me refiero son menos frecuentes que, en las etapas de conocimiento o de descubrimiento de las personas; de cualquier manera, siempre hay pergaminos que deben revalidarse a diario dentro de una "relación normal", para que la cosa siga funcionando. Los antropólogos políticos hablan de "ceremonias reivindicadoras de mitos políticos" para las consolidaciones de los poderes políticos: pensá en los festejos del 17 de octubre; pero yo hablo de un poder más difuso, más primario, más cercano a aquél que mueve a los hombres y las mujeres a realizar determinadas acciones cotidianas, y que se realizan de manera más involuntaria de aquéllos de los que hablan los antropólogos.
El equilibrio es una situación ideal, a la que todos aspiramos, desde ya. Te felicito por ese logro en tu pareja.
Con respecto a la impuntualidad, pienso que hay que estar atentos pero no calentarse demasiado, porque vivimos en una ciudad, y en una país donde las cosas, no siempre funcionan como deberían: los trenes se retrasan, las rutas y las calles se cortan con piquetes, se producen asaltos, etc. Muchas veces hay que ser comtemplativos con ciertas cosas y esperar al descargo de las otras personas; pero yo me estoy refiendo a otra cosa. Vos me entendés. Por otro lado, si uno se crispa por todo en la vida va a terminar repeliendo a la gente. Yo soy demasiado hedonista para "calentarme" por cualquier cosa. Tampoco me gusta la impuntualidad, y es más, te diría que soy de llegar siempre antes que los demás, para evitarle al otro el desagradable momento de la espera; pero no siempre me es posible hacerlo, supongo que a los demás les ocurre otro tanto.

Un abrazo.

Sellenne dijo...

Sparrow:
Por supuesto que no...

OliverX dijo...

Es muy cierto lo que decís sobre la impuntualidad. Soy tolerante pero el problema ocurre cuando a la persona en cuestión se le hace costumbre la impuntualidad.

Jorge - cinenovedades dijo...

Excelente informe, Sarrow. La verdad que estuvo buenísimo, me has sacado un par de carcajadas!! muy bueno.

Lo de las pruebas de las mujeres es muy cierto, sobre todo el párrafo en donde hablas de si nos preguntan quienes nos gustan mas, si fulana o sultana, es como vos decis, tal cual.

Te mando un abrazo.

Gabriela dijo...

una cosa es una demora ajena a una y otra cosa es que a la hora en que deberian estar saliendo recien se meten a la ducha. Eso quedò claro y fuera de todo planteo.

Poder, digamos que una a veces hace un poco de alarde de poder cuando con cara de carnero que lo van a degollar un sabado a la noche con frio y fiaca tira un lacònico "bichi.. que ganas de comer chocolate y no hay màs"...

Al menos a mi ese poder me funciona, bah.. no siempre. El que no logro es el que dice "bichi.. sponsoreame ma vida"

cheles, un gusto cruzarte por la virtualidad!!

besotes variopintos,

Sparrow dijo...

Sellenne, Oliverx, Jorge y Gabriela: Muchas gracias a los cuatro.

Abrazos.

Sellenne dijo...

Gabisssss:

Ahora que me resigne a laburar menos de 12 hs x dia, tengo tiempo para estas cosas... y le estoy agarrando el gustito, jeje

Sparrow: estoy esperando MAS!

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.